SERGIO PORTELA

ESPAÑA

Artista, escultor, pintor, arquitecto.

 

El Chamanismo existe porque existen los chamanes.

Desde el norte al sur, desde el este al oeste los chamanes han vivido en todas las culturas y todos los tiempos como punta de lanza capaces de ver, sentir y escuchar lo que los demás ignoran, de ahí su etimología: "los que saben".

No tienen por qué ser exclusivamente humanos: también hay animales, plantas y lugares que son chamanes.

Su naturaleza canaliza la fuerza por empatía con la naturaleza espiritual llegando a trascender la realidad ceñida a parámetros físicos.

Su destino está en el vínculo entre la acción y la conciencia.

Su vida corre entre los diferentes mundos suponiendo un sacrificio y esfuerzo personal en pro de una ruta marcada por fuerzas a las que se domina obedeciéndolas.

El chamán además de un puente entre la enfermedad y la salud, entre el inframundo y el mundo celestial, entre  la vida y el más allá: es un creador.

Un ser atento y consciente a los movimientos visibles e invisibles para hacer que allí donde no llegue la mano ni la mente, pulse el corazón.